Energía, Español, Innovación, Movilidad, Sostenibilidad

¿Por qué los vehículos eléctricos son cosa del ahora y no sólo del mañana?

Autos eléctricos….quizá pensemos que son cosa del mañana pero la verdad es que tenemos que empezar a pensar que son cosa del ahora. Hay muchos aspectos que tienen influencia en como se va desenvolviendo la transición hacia el transporte eléctrico: costos, limitaciones tecnológicas, disponibilidad de infraestructura, impacto ambiental, incentivos gubernamentales, etc. Hoy me enfocaré en cuatro elementos que espero les sirvan para tener un mejor panorama de los vehículos eléctricos.

Los autos eléctricos cuestan demasiado…

Sí, quizá en la ultima década tener un auto eléctrico era similar a contar con un auto de super lujo. Uno de los primeros autos de Tesla, el Roadster, tenía un precio de más de 100 mil USD. «Yikessss!». Aunque algunos siguen siendo autos de ultra-lujo, como el BMW i8 ($137,000) o el actual Tesla S ($75,000), ya están disponibles a la venta algunos como el BMW i3, el Nissan Leaf, y el Ford Focus Electric en el rango de $30-40,000. El próximo año será uno interesante, con la llegada del tan anunciado Tesla 3 (cuál por cierto presentan por primera vez mañana 31 de Marzo) con el que la empresa propone competir en el mercado común y cual tendrá un precio de $35,o00.

tesla-teaser

Imagen presentada en la invitación a la presentación del nuevo modelo. Fuente: Tesla

En los próximos años veremos una revolución en los vehículos eléctricos, y todo esto se debe al costo de las baterías que utilizan. Actualmente, el costo de las baterías compone aproximadamente una tercera parte del costo del vehículo. Pero «ojo», éstas están bajando de precio exponencialmente. Sólo en el último año, el costo de las baterías se redujo en 35%, lo cual significa que veremos reducciones significativas en los costos de este tipo de vehículos en los años a venir .

Para dar un poco más de contexto, las ventas de vehículos eléctricos crecieron 60% en el ultimo año. Esta es la misma taza de crecimiento que ayudo al primer automóvil, el Ford T, a vencer a las carrozas y caballos en la década de 1910. En el 2020, un poco más de 100 años después, llegará la década de los vehículos eléctricos (aunque podemos empezar desde ahora).

Un vehículo eléctrico no me sirve a mí….

Existe un cierto escepticismo con los vehículos eléctricos en cuanto al alcance que tienen en las calles. A diferencia de un auto de combustible, cuando se les termina la carga se tienen que recargar y esto toma tiempo (de 30 min a 4-8 hrs dependiendo del modelo y tipo de cargador), más que recargar gasolina por supuesto. Esto causa una ‘ansiedad de alcance’ (‘range anxiety’) en el consumidor, ya que si al vehículo se le acaba la carga tomará algo de tiempo en recargar. Aquellas personas piensan que un vehículo eléctrico no les da el alcance que requieren para sus actividades día a día, pero hagamos un ejercicio:

Tomaré el ejemplo de mi trayectoria (muy activa y cual consideraba yo bastante larga) en un día regular durante mi ultimo semestre de carrera cuando vivía en Monterrey. Empiezo en mi casa por Valle Oriente, voy a clases, regreso a comer a la casa, voy a trabajar a Valle Poniente, voy al gimnasio en San Agustin, paso a visitar a mis amigos en Loma Larga y regreso a mi casa. De acuerdo a Google Maps la trayectoria es de 49 kilómetros.

Screen Shot 2016-03-20 at 11.58.34 PM.png

Basado en información de Google Maps y Plugin Cars

La mayoría de los vehículos eléctricos disponibles en el mercado cuentan con baterías capaces de proveer un alcance de más de 120 km, con algunos capaces de alcanzar más de 400 km en una sola carga como el Tesla Model S. A mi rutina tendría que cargar mi vehículo por lo menos cada dos días, y podría hacerlo desde el confort de mi casa al llegar a dormir en la noche y despertarme con batería llena. ¿A caso no hacemos lo mismo con nuestros teléfonos celulares?

Comprendo que habría limitaciones al tener viajes largos en carretera. Si eres una persona que requiere hacer muchos viajes largos en carretera quizá un vehículo eléctrico no sea la solución para ti. Y si es de vez en cuando que tienes que hacer un viaje así, no creo que sea tan difícil poder cambiar el auto por el día a un amigo o familiar. Sirve que quizá al usar el tuyo se convencen de comprar uno ellos mismos.

Me va a costar mucho recargarlo, además el mantenimiento…

Quizá sientas que ya pagas mucho de gasolina, y con los recibos de luz como están da un poco de temor saber cuanto te va a costar recargar tu vehículo eléctrico. Sin embargo, tal vez te venga de sorpresa que cuesta más la gasolina que el equivalente en electricidad que necesitarías para tu auto.

Sin meternos mucho en los números, veamos. Si el precio de la gasolina esta a ~13 pesos por litro, sería un equivalente de ~1.5 pesos por kWh de potencial energético. La tarifa doméstica de electricidad en México es de un poco menos de un peso por kWh eléctrico. Sin embargo, para un vehículo de gasolina sólo entre 14-30% del potencial energético de la gasolina termina sirviendo para el movimiento del vehículo (debido principalmente a la ineficiencia térmica del motor) mientras que para un vehículo eléctrico esta cifra es de 74-94% (si te interesa más el análisis da click aquí).

En resumen, pagarías de 4 a 10 veces más en gasolina que lo que pagarías por la electricidad de un vehículo eléctrico de tamaño similar recorriendo el mismo trayecto. Además, hay que recordar que el vehículo eléctrico requiere menos mantenimiento de motor ya que éste es totalmente eléctrico (adiós a los cambios de aceite). Aún esta por comprobarse la degradación de las baterías y cuanto costaría su reemplazo, pero se espera que en general los gastos totales durante la vida del vehículo eléctrico sean menores que los de un vehículo convencional.

¿Pero en México?…

Quizá ya te estes convenciendo un poco más de los vehículos eléctricos. ¿Pero, eso es cosa de países altamente desarrollados, no? ¡Pues no! Aunque hace un año existían solo un poco más de 200 vehículos eléctricos en México a comparación de los 250,000 en Estados Unidos, esto esta empezando agilizarse poco a poco en nuestro país. Ya se están empezando a comercializar algunos modelos de vehículos eléctricos en México: Tesla por fin abrió su sitio web para ordenes en México, BMW lanzó el año pasado sus modelos i3 e i8, Nissan tiene su modelo Leaf y otros fabricantes están empezando a ofrecer este tipo de vehículos poco a poco; además también existen varias alternativas híbridas por supuesto.

Por otra parte, compañías innovadoras como Charge Now están expandiendo su red de estaciones de carga en México y por otro lado el gobierno (sí, aunque no lo crean) esta trabajando en incentivos para la adquisición y uso de los vehículos eléctricos. Por si no lo sabes, los vehículos eléctricos no pagan el Impuesto Federal del ISAN. Además, CFE tiene un programa para facilitar la instalación de un medidor independiente en tu casa para cargar tu vehículo y evitar que pases a una tarifa Doméstica de Alto Consumo. Sí, wow.. 


maxresdefault

Un BMW i8 llegando a una agencia en México. Fuente: YouTube

Compañías como Uber han tenido efecto en las emisiones a nivel global sólo por el hecho de que varios de sus conductores manejan autos híbridos y/o eléctricos. El concepto de ‘car-sharing’ (del cual posiblemente platicaré más a fondo en un futuro cercano) vendrá a revolucionar la forma en la que utilizamos los vehículos y tendrá gran influencia en la adopción del vehículo eléctrico y sus emisiones. Hay mucho por venir en innovación tecnológica y modelos de negocio en este sector.

Los vehículos eléctricos vienen y para quedarse. Vale mencionar que la electrificación del transporte es necesaria para poder pasar a una economía de bajo carbono. Que tan rápido esta tome lugar tendrá influencia en que tan rápido cumplamos nuestras metas para prevenir el calentamiento global y salvaguardar nuestro futuro. Afortunadamente los vehículos eléctricos se están volviendo más económicos y se crea un circulo virtuoso; entre más vehículos se empiecen a comprar, más rápido se pueden alcanzar economías de escala y consecuentemente bajan de precio. Los vehículos eléctricos no son algo sólo del mañana, ya están a la vuelta de la esquina y tenemos que convencernos de ello…


Hay mucho en que profundizar en cuanto a los impactos en las emisiones de carbono de estos vehículos con la situación actual de las emisiones generadas por unidad de electricidad en México. Espero poder abordar este tema en una futura entrada. 

 

Estándar

Un comentario en “¿Por qué los vehículos eléctricos son cosa del ahora y no sólo del mañana?

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s